Héctor Tajam  

Mensaje de error

  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6466 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).
  • Deprecated function: implode(): Passing glue string after array is deprecated. Swap the parameters en drupal_get_feeds() (línea 394 de /home/dh_mn6m3c/equipo609.uy/includes/common.inc).

VENEZUELA A RÍO REVUELTO

16/02/2016

Por Ec. Gabriela Cultelli y Ec. Héctor Tajam (Publicado en La República, suplemento "Ideario")

 El proceso venezolano constituyó el arranque, en 1999, del ciclo de los gobiernos progresistas en América Latina que luego, elección tras elección, construirían un proceso revolucionario si atendemos a los cambios que significó para las mayorías siempre excluidas del continente.
En Venezuela, como en los restantes gobiernos de signo progresista, se recompusieron a lo largo de 15 años, los desastres del modelo neoliberal. Hoy la coyuntura los interpela, en procesos electorales donde el pronunciamiento popular pone en jaque la continuidad del proyecto que a tanta gente benefició.
En una lógica armada por la derecha continental, la elección del nuevo parlamento venezolano, se encaminaban hacia un solo resultado. Si la coalición que apoyaba al gobierno de Maduro ganaba, era un fraude, y deslegitimado abría la puerta a la intervención yankee o al comienzo de los preparativos para un nuevo golpe. Para ello fueron los expresidentes a Venezuela. Recordemos además que el gobierno de EE.UU. aún no ha reconocido el triunfo del actual presidente Maduro en las elecciones de 2013. Es más, en marzo desde la Casa Blanca se tildó a Venezuela como “una inusual y extraordinaria amenaza a la seguridad nacional y a la política exterior de Estados Unidos”. Como bien lo sabemos los latinoamericanos, esto  es una verdadera declaración de guerra.
A este entorno político tan complejo, se sumaron los efectos de la guerra económica desatada por la oposición. Los empresarios apostaron al desabastecimiento, el contrabando, y hasta se asociaron con las mafias que controlaban colas en los centros de ventas. Por supuesto instalaron la inseguridad, como lo hicieron en otros tiempos y lugares.

SOCIALISMO SXXI

El socialismo del siglo XXI del Comandante Chávez fue en primer lugar una guerra contra la pobreza. Una lucha desigual que tuvo bríos para la solidaridad con el resto del continente latinoamericano. Tenía muy claro que su proyecto fracasaría si se alojaba en un solo país y dependía solamente de los ingresos del petróleo. Sin embargo los cambios estructurales y la integración regional que ello significaba no avanzaron lo suficiente.
Según CEPAL, la economía venezolana, especialmente a partir de 2002, creció al ritmo de sus pares progresistas, y como ellos procedió a distribuir de otra manera. La apropiación del ingreso de los primeros cinco deciles de la población creció entre 1999 y 2013 un 31 por ciento, mientras que la parte del 10 por ciento más rico descendía 23 por ciento. El decil más pobre  de la población aumentó un 67% su participación en el reparto de la torta. Y aún falta mucho por hacer.
En el mismo período 2.400.000 personas salieron de la pobreza, y otros tanto de la indigencia. El Gasto Público Social aumentó del 12% del PBI al 21% en 2013, duplicándose si lo medimos en dólares constantes de 2005 (653 en 1999; 1355 en 2013). El gasto público en educación superó el 6%, el correspondiente a salud se duplicó y los recursos destinados a la seguridad se triplicaron.
De la población entre 15 y 24 años, en 1999 solamente el 14% había estudiado 13 años y más en 1999. En 2012 ya llegaba al 28%. Visto de otra manera, los que solo tenían hasta 5 años de estudio (la escuela incompleta) en 1999 eran el 11%, en 2012 menos de la mitad, 5,3%. Y podríamos seguir abundando en avances sociales. Pero hay algo que debemos considerar que tal vez sea más importante. La continuidad del proceso corre peligro.

BARBAS EN REMOJO

Dijo Atilio Borón “Es cierto que la derecha ha actuado en forma conjunta en el continente para debilitar los avances populares sobre el statu quo conservador, pero no menos cierto es que la ausencia de un cambio estructural profundo en la producción está socavando el mantenimiento del rumbo distribucionista.”
En su Crítica del Programa de Gotha, Marx ya alertaba sobre la separación entre distribución y producción: “La distribución de los medios de consumo es en todo momento, un corolario de la distribución de las propias condiciones de producción. Y esta distribución es una característica del modo mismo de producción”. Claro que desde el gobierno del aparato estatal podían mitigarse inmediatamente vergonzosas desigualdades sociales, pero seguir avanzando sobre la inmediatez requerirá de cambios en las “condiciones de producción”. 
Lo que más salta a la vista es el carácter monoexportador de la economía venezolana, algo que en estos años no se ha revertido. De allí que el derrumbe del precio del petróleo significara una verdadera catástrofe para el proyecto bolivariano.
Así como es dependiente del comercio exterior para exportar lo que produce en abundancia, también lo es a la hora del consumo y de la inversión. De esta manera un desequilibrio estructural se afianza cuando se depende de las importaciones de bienes de consumo esencial, de insumos estratégicos, de maquinaria y equipo. A finales del siglo pasado las exportaciones de petróleo y sus derivados no llegaban al 60% del total, en 2013 representaban el 85%.
No podemos dejar de lado además los enormes problemas en la gestión macroeconómica, en particular la política cambiaria, entre otras dificultades derivados de la separación burocrática con el pueblo y los problemas que esto trae aparejado. Fenómenos que no fueron eficientemente combatidos por el gobierno. Problemas estos de la izquierda progresista en América Latina en general, y que ponen en duda la continuidad de los procesos.
La inserción internacional básicamente determinada por la Inversión Extranjera que nos ha integrado al “corredor” comercial que comienza y termina en China, hoy polo industrial mundial, ha afianzado la estructura “deformada” de nuestras economías, muy vulnerable al ciclo mundial capitalista. Algunos califican a este proceso como una “reprimarización”. Nosotros preferimos verlo como una oportunidad hasta ahora desaprovechada para cambiar la matriz productiva, el cambio estructural del que habla Borón, de tal forma que la distribución comience a responder a otras condiciones de producción.